Dice Catalina Cruz: “MI LABOR CONSISTE EN PROTEGER A LOS INMIGRANTES DE LOS ATAQUES DE TRUMP”

Dice Catalina Cruz:

“MI LABOR CONSISTE EN PROTEGER A LOS INMIGRANTES DE LOS ATAQUES DE TRUMP”

Por Guillermo Romero Salamanca

Catalina Cruz es la primera colombiana en ganar un puesto en la Asamblea de Nueva York. Llegó como indocumentada, huyendo con su familia de la violencia en Antioquia hace más de 25 años, estudió Derecho, se especializó en el tema de los Inmigrantes y hoy es una de las personas más influyentes en la política de los Estados Unidos.

“Soy la representante, dice, de las necesidades y los sueños de las personas en el distrito más diverso de Estados Unidos”.

Es una guerrera completa en el mundo de la política. Hizo un puerta a puerta en más de 30 mil viviendas en su distrito para hablar con las comunidades, no sólo colombianas, sino de Ecuador, árabes y mexicanos. Se ganó su confianza y hoy es una mujer con un futuro promisorio en la política americana.

Admira a su madre, quien debió recurrir a múltiples empleos como repartidora de volantes, cuidadora de niños, lavadora de platos, vendía tamales y diversos oficios para sacar adelante a su familia.

Catalina Cruz perseveró en sus estudios y hoy, como asambleísta, esta antioqueña piensa que lo que hay que hacer es “trabajar y luchar por el bienestar de miles de personas”.

No es una simple idealista, es una realizadora de sus metas. Lo que se propone lo consigue. Tiene una nueva fuerza de hacer política en los Estados Unidos. Habla persona a persona, conoce cada una de sus situaciones y por ello es una de las más estudiosas del tema de los indocumentados.

–¿Cómo piensa organizar el problema de los inmigrantes? 

–Mi labor a nivel estatal es proteger a nuestra comunidad inmigrante de los ataques del presidente Trump y su administración. Pienso apoyar la Ley del Sueño para que los estudiantes indocumentados puedan acceder a ayuda financiera para la universidad, las licencias de manejar para todos sin importar su estatus migratorio, y servicios legales para que nuestras familias se mantengas juntas.

–¿Por qué Donald Trump no tiene razón? 

–Él no tiene razón en muchas cosas, no cree en la necesidad de proteger el medio ambiente, tilda a los inmigrantes de criminales y violadores, y cree que su administración está por encima de la ley. Él se enfoca en un gobierno que se preocupa más por a la gente rica que la gente de escasos recursos.

–¿Usted cree que legalizando a todos los indocumentados en Estados Unidos, se acabará la inmigración?

–La relación de la inmigración con la falta de estatus legal de más de 11 millones de personas es compleja. La raíz es el historial de Estados Unidos de meterse en asuntos de otros países que han creado violencia, guerras, y pobreza. Necesitamos darle un camino a la ciudadanía a estas personas, pero eso no resolverá el que sus países de origen estén en crisis y la gente se vea obligada a salir para sobrevivir. Esto es un problema humanitario que necesita al mundo entero en la misma agenda, luchando por crear oportunidades, trabajos, y apoyando un mejor vivir y no guerras.

–¿Qué hacer con las diásporas centroamericanas y venezolanas? 

–Tener compasión, tenemos que recordar que estas personas son seres humanos, que tiempo atrás fuimos los colombianos los que salimos huyendo del narcoterrorismo, del hambre y la falta de trabajo. Ayuda humanitaria es primordial en estos tiempos.

–¿Qué tiene planeado hacer en la Asamblea de Nueva York?

–Vamos a cambiar la relación del pueblo con la política, darle confianza al pueblo liderando en legislación para proteger a nuestras viviendas asequibles, a las familias inmigrantes, más oportunidades educacionales y mejorar nuestro sistema de transporte.

–¿Además de los indocumentados qué otros programas piensan ayudar?

–Mi trabajo y el de mis colegas es de apoyar a mi comunidad en programas de salud, economía, ayudando a los locales pequeños, ayudando con la transportación que es un problema muy grande para todos en New York City. La agenda es bastante grande pero lo más importante es que vamos a escuchar la voz del pueblo en todo lo que hagamos.

–¿Cómo convenció a sus electores para llegar a la Asamblea Estatal?

–Hice campaña del pueblo pal pueblo- tocamos más de 30 mil puertas en equipo y le hablamos a la gente de nuestra visión, de mi experiencia. Les dimos la oportunidad de decirnos que necesitan y que quieren ver en nuestro barrio. Nos enfocamos en hacer una campaña positiva que hablara de planes concretos para mejorar nuestros barrios.

–¿Algún día un hispano será presidente de los Estados Unidos?

¡Absolutamente!
–¿Piensa en llegar a la presidencia?

–Aunque quisiera no lo puedo hacer. Nací en Colombia y no es permitido por las leyes estadounidenses. Pero pienso seguir buscando oportunidades para velar por el pueblo.

–¿Cómo ve a Colombia en la actualidad? 

–Hermosa, llena de esperanza por un mejor mañana y siempre deseos de seguir saliendo adelante. Con oportunidad de tener un futuro progresista.

–¿Qué piensa de la llegada de un millón de venezolanos a Colombia?

–La triste realidad de ser inmigrante es que a mí me tocó hacer lo mismo- irme a otro país buscando sobrevivir. En NY no siempre fueron las cosas color de rosa, trabajamos muy duro, pero sufrimos humillaciones- pero al final perseveramos. Espero ver que nuestro país acoja a la gente de Venezuela que tanto lo necesita de una forma humanitaria.

“Nos tocó salir de allá por la violencia, por la inseguridad, y nos vinimos a vivir a Queens, en Nueva York, donde llegamos como indocumentadas”, ha dicho. Foto Archivo Personal.

–¿Hablará con el presidente Duque sobre el tema? 

–Lo conocí en NY en un evento y le hable sobre las necesidades de los jóvenes indocumentados, de tener la oportunidad de nuevo le hablaría no solo del tema de los venezolanos, pero de muchas otras cosas.

–¿Qué extraña de Colombia? 

–A mi familia. El amor a la tierra y a los tuyos solo se hace más grande con la distancia.
–¿Es posible lograr el sueño americano? 

–Yo no creo en el sueño americano. Eso es algo creado por Hollywood. Creo en trabajar fuerte, en amar y respetar el dolor de nuestro pueblo que tanto lucha y en crear más oportunidades para las personas a las que represento.

–¿Quién es Catalina Cruz 2018?

–Soy una mujer berraca, que me tocó una niñez muy dura, pero que trabajo incansablemente para que mi madre esté orgullosa de mí. Soy la representante de las necesidades y los sueños de las personas en el distrito más diverso de Estados Unidos.

–¿Cuál es su consejo para quienes desean viajar a los Estados Unidos?

–Que salgan buscando un mejor mañana, no el tal sueño americano. Que es importante vivir de una forma realista – que la vida en los EU es muy dura pero que la felicidad y el éxito se puede encontrar.

–¿Cómo buscó el apoyo de los colombianos en los Estados Unidos? 

–Yo siempre trabaje mucho con el Consulado de New York en empleos pasados entonces ya tenía ciertas relaciones. Mi historia es la de tantos colombianos y por eso es por lo que muchas cosas fueron orgánicas, la gente y los medios se fueron acercando a mí. En las panaderías, en las carnicerías me saludaban y me reconocían.

–¿Quiénes pueden votar y cómo es esa mecánica electoral en EE. UU.?

–Solo pueden votar las personas que son ciudadanos y están registrados para votar. Primero están las elecciones primarias, que son para escoger el candidato de cada partido político. Cada ganador se postula en contra del ganador del otro partido para el puesto y el que tenga más votos gana.

–¿Cuáles son sus planes para el 2019? 

–Trabajar muy fuerte para llevar a cabo mis compromisos electorales y seguir llevando los deseos de nuestra comunidad al frente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *