Katie James: la dueña de las redes con un bambuco

Por Guillermo Romero Salamanca

¿Le ha pasado que, en un solo día, por diferentes contactos, le llega un bambuco, interpretado por una joven rubia y usted se pregunta quién es ella?

¿Les ha preguntado a sus contactos datos de esta deslumbradora joven, su nacionalidad y su estudio?

Eso mismo les ha pasado a miles de personas en estas últimas semanas. El bambuco “!Toitico bien empacao” se ha vuelto viral y quienes lo escuchan por primera vez, lo repiten y de inmediato la reenvían a más amigos o, simplemente, la cuelgan en sus páginas de Facebook o de Instagram.

Es imposible calcular cuántas personas lo han visto.

El bambuco, ritmo auténticamente colombiano, extendido a Venezuela fue definido por el poeta Rafael Pombo como «Una melodía incierta, íntima, desgarradora, compañera que llora y que al dolor nos despierta. O una risa de placer, instadora, turbulenta, que arrebata, que impacienta, con eléctrico poder. Hay en él más poesía, riqueza, verdad, ternura, que en mucha docta obertura y mística sinfonía es bonita».

Se diría que el bambuco más conocido es “Soy Colombiano” del maestro tolimense Rafael Godoy: “A mi cánteme un bambuco, de esos que llegan al alma, cantos que ya me alegraban cuando apenas decía mamá. Lo demás será bonito, pero el corazón no salta, como cuando a me cantan una canción colombiana. Ay qué orgulloso me siento de ser un buen colombiano”.

Y claro, después de escucharlo, se escurre la copa con el grito: ¡fondo blanco!

“ESPERO DESPERTAR CURIOSIDAD”

La joven y talentosa rubia que ha despertado miles de sentimientos en estos días en Colombia se llama Katie James y lanzó su bambuco a finales de junio.

Katie James, el nombre que comienza a figurar en Colombia. Fotos de YouTube.

“Esta canción nació de mi lado más campesino, explica ella en su cuenta de YouTube. Vale aclarar, para quienes me ven como una extranjera, que crecí desde muy niña en una finca en el Tolima. Años después viví y estudié en Bogotá y pude ver la gran distancia que hay entre el campo y la ciudad… y no me refiero a las distancias físicas.

Esto inspiró este bambuco… con el cual espero por lo menos despertar la curiosidad en algún adolescente urbano sobre lo que es, por ejemplo, ¡la guatila!

Gracias a mi querido amigo Vladimir Meneses por grabar este video de manera tan natural en la finca de mi familia en el Huila. Y gracias a @Terry Valencia por la edición del video y la letra.

Gracias a mi maravilloso profesor de guitarra, Camilo Giraldo Ángel por la mezcla y la masterización del audio”.

Ahora se conoce parte de su historia. Ella lleva varios años cantando. Primero presentó un estilo bien personal. Se le conoció en los medios un tema titulado como “Respirar” que quizá fue el gran inicio de su carrera.

Años de estudio y de preparación lleva Katie James. Fotos de Facebook.

SUS ORÍGENES

La revista Arcadia es el medio que más le ha destacado su labor y hace un par de años contó su historia.

“Nació en Inishfree, escribe la connotada periodista Daniella Tejada García en la revista Arcadia, una isla ubicada en el sur de Irlanda. A sus dos años llegó a Colombia con su familia y se instaló en el Tolima. En ese departamento participó en la formación de una comunidad anglo irlandesa llamada Atlantis, en la que James aprendió y compartió sobre música y naturaleza. Su familia en general disfrutaba de las artes: se interesaban por enseñarle a los más pequeños la tradición musical de Irlanda y, aunque no tenían energía eléctrica, se rodeaban entre canciones y versos silvestres durante las festividades. A sus nueve años tomó clases de violín y aprendió a leer partitura. Fueron tiempos de ensueño en los que ella detecta sus inicios artísticos”.

Agrega que en 1999 su familia fue desplazada del Tolima. Los horrores del conflicto armado interno le abrieron los ojos y decidió componer Semillas de paz, un disco en el que participó su hermana Louise James. Está dedicado a la memoria de su sobrino Tristán James y a su compañero Javier Novoa, víctimas de la guerra en el país.

Con los ojos puestos en el campo colombiano y en las pequeñas ciudades, su familia se mudó al Huila y James, por su parte, decidió vivir por unos años en Popayán. Allí participó en el Coro de Cámara de esa ciudad, con el que grabó dos álbumes durante 2005 y 2006. A partir de diversas presentaciones con el coro, se inclinó por la práctica vocal y aprendió a tocar guitarra clásica en el conservatorio de la ciudad. Esos aprendizajes la llevaron a Panamá con la Orquesta Sinfónica Nacional de Colombia.

“Luego se trasladó a Bogotá, donde estudió por ocho años en la Universidad INCCA. Allí se graduó como maestra en música. Su vida universitaria dio varios frutos, entre ellos la conformación de la banda Vía Súbita. Con su álbum Un encuentro de caminos (2013)James propuso junto a Vladimir Giraldo y Tomás Pinzónuna una nueva forma de mezclar el jazz con músicas latinoamericanas. Luego exploró con nuevos instrumentos como parte de Ludens Trío con Ana María López y Jorge Zárate”, agrega la periodista.

El hecho es que hizo un recorrido por Ecuador, Chile y Perú para lanzar su álbum “Respirar”.

LOS TOMÓ POR SORPRESA

En su cuenta de Facebook, Camilo Giraldo Ángel, se muestra sorprendido por el alcance que ha tenido el video.

“¡Qué maravilla! –dice Camilo–. Aprovechó para hacerle promoción al estudio. Jejeje. Mi querida amiga Katie James. grabó este hermoso video sin muchas pretensiones “técnicas” con un zoom y me pidió el favor de que lo mezclara-masterizara y sorprendentemente se hizo viral! Cuando me dijo que se hizo viral le respondí que no es un virus, es una “cura” cuando algo de buena calidad hecho con corazón y además con un mensaje muy importante tiene tan buena acogida…o tal vez si es un virus, pero de los buenos. ¡Que tanto necesita esta sociedad enferma que no respeta la naturaleza y solo consume basura! ¡¡En hora buena Katie!! ¿Tiene tumbao la Mona? ¿Si ayudaron las clases de guitarra cuando éramos unos críos? ¡Que sigas brillando con esa luz intensa que siempre has tenido, a volar!, Té quiero Misty Day! Abrazo”.

Y, de verdad, qué bueno que un bambuco despierte tantas pasiones.

LA LETRA

¡Toitico Bien Empacao! 

Letra Ketie James

¿Qué tal su café? 

¿Cómo estuvo su agua e´panela? 

¡Que buenas arepas las que prepara doña Rubiela! 

¿Qué tal el ajiaco, con el frío de la mañana? 

¿Y el sabor de la papa que traje fresquita allí e´la sabana? 

Discúlpeme, si interrumpo su desayuno 

Pa´salir de las dudas es el momento más oportuno 

Dígame usted, si conoce la molienda 

¿O el azúcar es sólo una bolsa que le compran en la tienda? 

¿Y cuénteme que sabe de su tierra? 

¿Cuénteme que sabe de su abuela? 

¿Cuénteme que sabe del miz? 

¿O acaso a olvidado sus antepasados y su raíz? 

Dibújeme el árbol del cacao, mientras se toma 

ese chocolate con pan tosta´o 

Dígame sumercé, ¿qué sabe del azadón? 

Ese es el que le trae a usted la sopita hasta el cucharon 

¿Y cuénteme que sabe de su tierra? 

¿Cuénteme que sabe de su abuela? 

¿Cuénteme que sabe del maíz? 

¿O acaso a olvidado sus antepasados y su raíz? 

Venga le cuento, los cuentos del huerto y de la malanga, 

la yuca, la yota, los chontaduros, la quinua, las habas y la guatila 

Le tengo el guandú, las arracachas y la calabaza 

Le traigo guineos, también chachafrutos 

y unas papitas en la mochila 

¡Ay perdón señor! 

por ser yo tan imprudente 

es que a veces me llegan estos 

pensamientos irreverentes 

¿Pa´qué va usted querer saber 

sobre el ara´o? 

¡Si allí en la esquina lo encuentra 

toitico bien empaca´o!

Lea también:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *