Por Guillermo Romero Salamanca

Armando Pérez Lucuara era el director de “Estrellas del Pacífico”, primer musical de Telepacífico. Llegaban allí todos los posibles aspirantes a llevarse el máximo trofeo: el reconocimiento. Unas 300 personas asistían al teatro de Inbanaco y unos 50 cantantes ensayaban en los pasillos y en la calle. Se escuchaban imitadores de Celia Cruz, Joe Arroyo, Claudia de Colombia o Nino Bravo.

Primera portada de Marbelle Revista Viernes Cultural

Doña María Isbeth Cardona Restrepo se emocionaba cuando su pequeña hija Maureen Belky Ramírez Cardona, de escasos doce años cantaba canciones de Rocío Durcal y de Juan Gabriel para ganar el concurso. El Maureen Belky se cambió por uno más fácil de pronunciar y así se bautizó como Marbelle.

Unos años después, apareció en Viernes Cultural, una revista de Periódicos Asociados y que se distribuía con El Colombiano, Vanguardia Liberal, El País, El Universal y La Tarde. Llevaba un disco que contenía algo denominado como tecno carrilera, una mezcla de guasca, ranchera, pop y algo techno.

Más que el disco, nos motivó su energía y su deseo de ser una estrella. Tuvo su primera portada en un medio de comunicación y se publicó el 23 de agosto de 1996. Recordamos la controversia que se originó en el comité de redacción después de su publicación. “Con esta muchacha no pasará nada”, dijeron unos, “con esa musiquita no triunfará”, opinaron otros, pero insistimos en que los años nos darían la razón.

Hoy, Marbelle ha dado para hablar. Por su novela, sus actuaciones, sus opiniones, sus tatuajes, sus operaciones, sus noviazgos le siguen en las redes y es uno de los personajes del mundo del espectáculo de Colombia.

ASÍ SE DESARROLLÓ LA NOTA DE 1996

Con “Marbelle: estrella romántica” se tituló la publicación de Viernes Cultural.

Ahora cuando Marbelle suena en todas las emisoras del país con “Collar de perlas” y su techno guasca es todo un éxito, y la idea es imitada por otros artistas, ella recuerda con tristeza cómo recorrió con su casete bajo el brazo todas las empresas disqueras en busca de una oportunidad.

Llegó a Santafé de Bogotá luego de triunfar en dos oportunidades en el programa “Estrellas del Pacífico”, un concurso de Julio Ignacio Gutiérrez de Telepacífico, entonando canciones de Ana Gabriel y de Rocío Durcal. Tenía como nombre la “estrella romántica” y se presentó en el programa “Sábados felices” donde formó parte del elenco. Estuvo después en “El club de gelatín” y un día Luis Miguel Olivar, empresario del grupo Poligamia la oyó y le sugirió grabar techno guasca.

Doña María Isbeth Cardona Restrepo. Foto Youtube.

Con una muestra empezó el recorrido por los escritorios de los directores artísticos. Sólo en Sonolux le prestaron atención a la idea. Hugo Gutiérrez se encargó de la grabación y Uriel Giraldo de la promoción.

El tatuaje en el pecho, compuesto por una rosa cruzada por un puñal, le sirvió a Giraldo para darle la identificación promocional a Marbelle, una caleña de 16 años con deseos de triunfar y de conquistar al mundo.

“Gaviota traidora”, “Me quiero morir”, “Ándale”, “Puente roto”, “Estoy en la olleta”, “Anselma”, “Mujer de una palabra”, “Cruz de madera”, “Busca otro amor” quedaron grabados en este primer mix. Tres semanas después de su aparición en el mercado ya se daba un reporte de ventas: treinta mil copias.

“La idea, dice ahora Marbelle, es bailar, tomar, pensar, dedicar y hasta recocharcon esta música”.

“Algunas de las canciones grabadas no las conocía, pero cuando ya me mostraron arreglos y me contaron las historias de cada una de ellas, entonces, todo cambió. Algunas letras son de desdicha, otras de profundo amor y unas más son de nostalgia”, explica someramente la estudiante de bachillerato y con apenas 16 años de edad.

Facsímil de la revista Viernes Cultural con la nota con Marbelle.

EN POCAS PALABRAS

–¿Cómo son los jóvenes de 16 años?

–Son unos locos.  Aventureros y con deseos de vivir cosas nuevas.

–¿Es usted una chica plástica?

–No. Creo estar muy estructurada mentalmente.

–¿Se considera ya una estrellita?

–Tengo los pies sobre la tierra, espero no cambiar jamás.

–¿Qué es el amor para Marbelle?

–Es un sentimiento muy grande y fundamental en la vida de un ser humano.

–¿Qué le dijo su papá cuando oyó este disco?

–Se puso feliz.

–¿Con cuál grupo de salsa se identifica?

–Con Niche, Guayacán y Óscar D´León.

–¿Cómo se imagina el cielo?

–Con nubecitas blanquitas y con angelitos.

–¿Qué canción le dedicaría a Mockus?

–Tal vez dos: “Estoy en la olleta” y “El puente roto”.

–¿Qué le dicen las mujeres de estas canciones?

–Algunas se me acercan y me comentan que ellas viven esa situación.

–¿Es feliz?

–Sí. Totalmente.

–¿Por qué tomaría un arma?

–Creo que nunca lo haría. Vivo con la compañía de Dios y considero que con eso es suficiente.

–¿Un sueño?

–Cantar al lado de Juan Gabriel.

–¿Qué tal es para la cocina?

–Hummm. Sé preparar huevos fritos, arroz…tinto.

–¿A dónde irán los muertos?

–Quién sabe a dónde irán.