NO SEAMOS MÁS MUGRES CON EL PLANETA

Por Guillermo Romero Salamanca

Este martes 26 de junio, en la Oficina de Prensa del Vaticano, tendrá lugar la presentación de la Conferencia Internacional Saving our Common Home and the Future of Life on Earth, que se desarrollará los días 5 y 6 de julio en el Vaticano, con motivo del tercer aniversario de la encíclica Laudato si, del papa Francisco.

La preocupación por el desastre ecológico del mundo está latente. Han sido tres años de estudios y de constante preocupación no sólo por el Papa sino por ecologistas y ambientalistas, desde cuando lanzó este crítico estudio sobre la situación de la naturaleza.

En el Océano Pacífico, por ejemplo, crece a diario una isla de plástico. Se calcula que ya tiene más de  80 mil toneladas  y es de una extensión comparada con Francia o tan grande como Perú y Ecuador juntos.

Parte de estas desgracias se originan desde el mismo hogar o por la individualidad de los seres humanos.

Se estima que el 42 % del agua potable se desperdicia en usos indebidos –como lavados de carros– y en conexiones de robos. En  los 15 minutos de ducha que utiliza una persona para bañarse, se gastan más de 180 litros de agua pura.

Esa vieja y fastidiosa costumbre de arrojar basuras a la calle hace que cada año 6,4 millones de toneladas de residuos acaben en el mar.

En Singapur, hace unos meses, le impusieron una multa  de 15.500 dólares a un hombre que repetidamente lanzaba colillas de cigarrillos por la ventana del departamento donde vive.

Se atribuyen 35.000 muertes anuales a la contaminación del aire en América Latina y el Caribe, pero la cifra real es posible que sea más altaSólo el 12% de las personas que viven en las ciudades respiran aire limpio.

Las personas son olímpicas en arrojar a la calle, ríos, parques o montes cualquier cantidad de basura. Una de las más preocupantes es el de abandonar en cualquier lugar, las llantas usadas de los vehículos.  El número es incalculable. En sólo Bogotá son tiradas más de 2 mil ruedas al año.

El mundo desperdicia energía por doquier. Es un problema que tiene dos causas principales: ineficacia de las instalaciones eléctricas por arreglos mal hechos, utilización de materiales de mala calidad, cables de segunda categoría, elementos eléctricos hechos de metales ferrosos bañados en cobre o latón, sobrecarga en los circuitos, entre otras y por el uso irracional. Existe la costumbre de dejar la luz encendida o mantener equipos electrónicos conectados sin necesidad.

Todavía subsiste el maldito contrabando de aves silvestres. Según la policía mexicana, el tráfico de aves exóticas es el tercer negocio más lucrativo del mundo, superado por los de armas y las drogas. Centenares de especies exóticas o sus partes como plumas, picos, cuernos, huesos o huevos se comercializan ilegalmente desde países tercermundistas a países desarrollados.

La agricultura es otro renglón de la economía que utiliza productos dañinos para la capa de ozono.

Son potencialmente peligrosos los productos que, en general, muestran en su etiqueta un símbolo de color naranja, con los siguientes epígrafes: “explosivo”, “comburente”, “inflamable”, “irritante”, “nocivo”, “tóxico”, “carcinógeno”, “corrosivo”, “infeccioso”, “tóxico para la reproducción”, “mutagénico” o “peligroso para el medio ambiente” y sin embargo se encuentran en los campos de siembra.

Niños en peligro.En India, los cauces están llenos de basura. Foto: http://www.2634.com.ar

Otro gran contaminante está en los equipos de comunicaciones como celulares y computadores. Se ven las baterías o las pantallas en potreros o en ríos. 

El ruido generado por automóviles, maquinaria, vuvuzelas, cornetas perjudican la capacidad auditiva, provocando envejecimiento prematuro del oído, sordera o daños irreparables en el sistema auditivo.

Equipos de sonido con alto voltaje que se toman las calles, publicidad sonora con exagerado volumen, como los llamados “picó” de la costa Atlántica, la gritería de los vendedores en las calles contribuyen con la contaminación sonora.

Isla de plástico ubicada en el Pácifico Norte del tamaño del estado de Chihuahua, Mx Foto Facebook.

La conferencia sobre el cuidado del planeta dará nuevas cifras que asombrarán a sus habitantes, sin embargo, la contaminación seguirá creciendo, desafortunadamente.



Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Mostrar Botones
Ocultar Botones