Por Guillermo Romero Salamanca

Colombia tiene 26 volcanes. Nevado del Tolima, Cerro Bravo, Cerro Machín, en Tolima; Laguna San Diego, Nevado del Ruiz, Santa Isabel, del Cisne, Alto de Mellizos, El Escondido y Romeral en Caldas; nevado del Huila; Puracé y Sotará en Cauca; Nevado del Quindío en Risaralda; Alto de Mulatos y Arboletes en Antioquia; Azufral, Bordoncillo, Chiles, Cumbal, Doña Juana, Galeras, Las Ánimas, Mayasguer y Petacas en Nariño; del Totumo en Bolívar y Paipa en Boyacá.

Colombia presenta actividad volcánica por estar situada en la zona de interacción de tres placas tectónicas: la placa Nazca, la Suramericana y la Caribe. Y de allí es necesario tener precauciones.

En 1985 una erupción del volcán nevado del Ruiz ocasionó la destrucción de Armero y causó, lamentablemente, cerca de 25.000 muertos.

Los volcanes contienen lava, cenizas y polvo. Cuando la presión de los gases y la roca fundida son suficientes para causar una explosión, ocurre la erupción.

Las cenizas volcánicas pueden afectar a personas ubicadas a cientos de kilómetros del cono del volcán. Pueden contaminar el agua, causar tempestades eléctricas y colapsar techos.

El área de riesgo en torno a un volcán es de por lo menos 30 kilómetros, pero puede ampliarse hasta a 150 kilómetros por los vapores y cenizas.

¿Cuáles son las recomendaciones permanentes?

Debido al altísimo riesgo de explosiones volcánicas, la Oficina Nacional de Emergencias de Chile (ONEMI) y el  Consorcio Nacional de Seguros de Chile tienen recomendaciones para estos casos.

Nevado del Ruíz. Crédito de la imagen: Instituto Colombiano de Geología y Minería (Ingeominas).

1. Informarse, participar y cooperar: Lo primordial en estos casos es atender las recomendaciones de las autoridades y conocer los planes a nivel local y familiarizarse con el plan municipal y local de emergencia.

Si vive cerca de un volcán, esté preparado para desastres generados por el volcán; terremotos, aluviones, inundaciones, tempestades eléctricas y maremotos.

Ubique un lugar alto y alejado del volcán, para el caso de que haya que evacuar la zona. Abandone el lugar antes de la erupción.

Tenga un par de anteojos de natación y una mascarilla desechable para cada miembro de la familia. Si no cuenta con estos elementos tenga pañuelos para cubrir su rostro.

Todos en la familia deben saber cómo actuar, cómo cortar el suministro de gas, luz y agua, y los números de emergencia a los que pueden llamar de ser necesario.

2. Durante una alerta roja volcánica: si está en un área de riesgo, mantenga la calma y prepárese usted y su familia para evacuar cuando las autoridades lo indiquen.

3. Si se indica la evacuación: apagar el sistema eléctrico de la casa, cerrar la válvula del gas y la llave de pase del agua potable.

Establezca un punto de reunión, por si la familia se encuentra dispersa.

Tenga a mano su kit de emergencia. Aléjese del lugar y evite las áreas hacia donde sopla el viento proveniente del volcán.

4. Protéjase: en caso de emanación de gases y cenizas cubrirse la boca, nariz y oídos con un paño húmedo.

Si se ve atrapado dentro de su hogar: Cierre todas las ventanas, puertas y aperturas al exterior como chimeneas. Ponga toda la maquinaria en un garaje o establo. Ponga a los animales bajo un refugio cubierto.

Apague el motor de autos o camiones.

Manténgase alejado del área. Las explosiones laterales pueden viajar muchos kilómetros desde la montaña. Tratar de observar un volcán en erupción es una idea que puede costarle la vida.

Volcán Cerro Machín. Crédito de la imagen: Instituto Colombiano de Geología y Minería (Ingeominas).

5. Agua: Cubrir el agua almacenada para evitar que se contamine con las cenizas.

6. Si está al aire libre: Aléjese de la zona donde pueda caer ceniza y diríjase a zonas altas usando las rutas de evacuación designadas.

Si se ve atrapado en el exterior. Busque refugio bajo techo. Si lo pesca un derrumbe,  encuclíllese y proteja su cabeza. Evite las áreas bajas donde se pueden depositar gases venenosos y donde los aluviones pueden ser de mayor peligro. Use una máscara anti smog o mantenga un paño húmedo sobre su cara para facilitar la respiración.

Cubra su boca y nariz. Mantenga su piel cubierta para evitar irritaciones y quemaduras. Si tuvo que evacuar su hogar, y al volver se encuentra con personas saqueando, no los enfrente solo. Pida ayuda a la Policía.

7. Si está manejando cuando empieza a caer la ceniza: manténgase en su vehículo con las puertas y ventanas cerradas.

8. No cruce puentes.

Los aluviones son poderosos ríos de barro que pueden presentarse durante una erupción, y que se mueven más rápido de lo que una persona camina o corre. Cuando llegue a un río, primero mire aguas arriba. Si se aproxima un aluvión o está pasando bajo un puente, no lo cruce. El poder del aluvión puede destrozar un puente rápidamente.

9. Oiga recomendaciones oficiales. Escuche una radio a pila o televisión para obtener noticias de la emergencia y posibles instrucciones de la autoridad a cargo.

En caso de tener una dolencia respiratoria, evite todo contacto con la ceniza y permanezca dentro de su hogar, hasta que las autoridades informen que ya no hay riesgo.

Limpie la ceniza de los techos, ya que es pesada y puede hacer que un edificio colapse.

Efectúe una revisión de la luz, agua, gas y teléfono tomando las precauciones indicadas en inspección de servicios básicos.

Ayude a las personas heridas o que han quedado atrapadas. Si hay heridos, pida ayuda de primeros auxilios a los servicios de emergencia. Ayude a sus vecinos que tengan familiares mayores de edad, impedidos o niños pequeños.