Remedios naturales para autosanarse y recuperar su energía

Conoce los mejores remedios naturales para auto curarte a través del descanso, la alimentación y relajación

El estilo de vida que llevamos actualmente nos ha llevado a visitar el doctor muchas más veces de las que nos gustaría. El equilibrio entre la salud física, la emocional, la alimentación que llevamos y cómo nos relacionamos, son pilares indispensables para mantener un óptimo estado de salud. Aprender a escuchar el cuerpo de manera más instintiva antes de recurrir a médicos y fármacos con efectos secundarios es clave para iniciar el proceso de conocernos más y aprender sobre las bondades de la autocuración. Conoce los principales hábitos que cambiarán tu manera de reaccionar ante diversas y comunes condiciones.

  1. Aprende a escuchar cuando tu organismo necesita una desintoxicación

Cuando el organismo pasa por una crisis de desintoxicación es muy normal que se presenten fuertes catarros y gripes, esto se debe a que a través de las mucosidades, la orina oscura, la sudoración y la fiebre reflejan el esfuerzo del cuerpo para limpiarse. Cuando este tipo de síntomas se presentan se ven reflejados en cansancio y fatiga extrema, falta de apetito, falta de concentración, malestar general y muy poca energía. Cuando esto sucede es un importante indicador de atendernos y el camino correcto es a través de la alimentación, es por ello importante aumentar el consumo de vitamina C, procurar la ingesta de infusiones herbales naturales y consumir alimentos con propiedades diuréticas y desintoxicantes.

2. Duerme bien

Dormir es la mejor forma de depurar nuestro organismo principalmente por las noches, por ello es indispensable darle un buen descanso al cuerpo. A través de este proceso que sucede cuando dormimos, los principales órganos como el páncreas, el hígado y los riñones se limpian, por ello es normal despertar en las mañanas con la boca seca y orinar un poco más turbio. Normalmente cuando una persona se siente agotada, apática y con problemas de rendimiento físico y mental, son señales que envía el organismo para avisar que existe alguna enfermedad o bien que urge darnos un par de días para descansar y reponernos. A veces es lo único que necesita el cuerpo ¡Escucha cuando te lo pida!

3. Cuida tu energía a través de la alimentación

Durante el proceso de digestión el cuerpo invierte demasiada energía, cuando te excedes en alimentos o bebidas tu cuerpo colapsa y pasa por un estado de somnolencia que lo único que indica es que la sangre se ha retirado de los músculos y el cerebro. Un consejo extraordinario es comer poco y cenar aún menos, cuando cambias estos hábitos tu cuerpo equilibra mejor su estado de energía. También es importante vigilar muy de cerca el tipo de alimentación y hábitos que se están siguiendo, si comes muchas grasas saturadas, azúcares, harinas refinadas, si fumas gran parte del día, consumes alcohol, esto se va a traducir en apatía y ganas de dormir todo el día. Opta por el consumo de alimentos frescos y de temporada, aumenta la ingesta de frutas, verduras, líquidos naturales, infusiones, cereales y fibra. 

4. Aprende a relajarte

El estrés es uno de los aspectos negativos que más influye en nuestro estado de salud, este se ve reflejado en síntomas como son el dolor de cabeza, diarrea o estreñimiento, músculos tensos, variaciones de peso, estados emocionales alterados, trastornos de sueño, entre otros. Cuando la mente esta alterada el cuerpo no se da el permiso de relajarse y el descanso nunca será el óptimo. Una de las principales recomendaciones para evitar el estrés excesivo es practicar yoga y meditación, al llegar a casa del trabajo desconecta tu mente, prepara tu habitación para descansar, utiliza aromaterapia, date un buen baño caliente y evita cenar pesado.

5. Ataca los síntomas de las enfermedades de forma natural

Cuando tu cuerpo envié las primeras señales de estarse enfermando de gripe, catarro, padecimientos digestivos o alguna infección ataca desde el primer momento. Para empezar, fortalece tu sistema inmunológico una infusión de jengibre con limón por las mañanas te ayudará, consume abundantes líquidos a lo largo del día, aumenta la ingesta de frutas y verduras, cúbrete bien del frío, opta por tratamientos naturales como el uso de aceites esenciales, utiliza compresas calientes y sobre todo descansa mucho.

Textos y fotos: el mundo al instante.com

También puede leer:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *