EN LAS ZAPATILLAS DE LOS PERIODISTAS

Por Guillermo Romero Salamanca

El experimentado periodista Samuel Salazar Nieto, quien laborara en Caracol y le tocara movilizarse hace unos años a toda velocidad por las primicias, por las noticias que le llevaran delantera a la competencia, ahora corre por diversión, por su salud, por batir sus propias marcas y por encontrarse con decenas de colegas.

“En 2010 corrí oficialmente mis primeros 10K en la Media Maratón de Bogotá́. De ahí en adelante me inscribo en las carreras que haya. Siempre tuve la costumbre de trotar y desde el 2009 comencé a frecuentar el gimnasio y eso me motivó aún más a salir a la calle y competir”.

Ya es un nutrido grupo de comunicadores que se ponen una camiseta liviana, se aplican protectores solares, a veces usan cofias para protegerse del clima, pero siempre llevan sus zapatillas especiales que les protejan las rodillas, técnicamente acondicionadas y aconsejadas por los expertos y compiten en diferentes categorías de 10,15 y hasta 20 kilómetros por las calles de las ciudades.

La imagen puede contener: 4 personas, incluido Samuel Salazar Nieto, personas sonriendo, personas de pie y exterior
Samuel Salazar Nieto, Carolina Romero, Maura Achury y Ricardo Henao en una competencia en Bogotá. “Competimos para luchar contra nuestras propias marcas”, dicen. Foto archivo personal Samuel Salazar Nieto.

Ricardo Henao Calderón, Octavio Mora Gómez, Maura Achury, Carolina Romero Gamba, Samuel Salazar Nieto, Carlos Alberto García, Rodrigo Pardo, María Carolina Sánchez, John Jairo Reyes Carrillo, Poly  Martínez, Giselle Aparicio, César Díaz, Konny Mora Pedraza, Paula Salazar Zuluaga y decenas más de comunicadores están en la meta de lograr mejores tiempos después de cada competencia.

A ellos no les importa que ganen siempre los africanos o atletas de alta competencia. “La principal motivación en cada carrera es luchar contra uno mismo. Es decir, tratar de superar el tiempo que se hizo en la competencia anterior. Ese es el gran logro de cada jornada”.

SE COMPITE CONTRA UNO MISMO

Samuel va al gimnasio cinco días a la semana, entrena un promedio de 8 kilómetros, como dos jornadas de spinning para controlar la resistencia.

Después de una competencia padre e hija muestran sus medallas por participar en la maratón. Foto archivo personal Samuel Salazar.

Los periodistas tienen un chat en el que están varias decenas de colegas, la gran mayoría deportivos. “Por ahí nos enteramos de las novedades en materia de running, muchas los organizadores de las carreras nos invitan a participar y, en la gran mayoría, coincidimos varios en cada competición”.

Tiempos atrás quedaron las carreras por noticias. “No es como antes. Ya la tecnología ahorra muchos trotes. Las redes sociales impusieron otra dinámica en el ejercicio de la profesión y las relaciones laborales en los medios también han cambiado. En el pasado paro camionero, por ejemplo, estábamos con varios colegas en la noche de un día cualquiera esperando que se produjera la noticia del levantamiento del paro. Dos o tres colegas se fueron del sitio a las 9:00 de la noche porque a esa hora terminaba su turno en el medio, pese a que no había llegado su reemplazo y que en dos de los casos no los iban a relevar. Eso no ocurría en otros tiempos. Yo me hubiera quedado hasta que saliera la noticia”, cuenta ahora Samuel.

RICARDO HENAO CALDERÓN: LA ILUSIÓN DE TERMINAR

El periodista de Filadelfia, Caldas, presentador de las noticias deportivas del Canal RCN desde hace 20 años, comentarista de fútbol en Win Sports y director de la revista La Liga cuenta que desde cuando estaba en el colegio le gustaba correr y “siempre llegaba de primero o de segundo”.

El recuerdo de la participación en la carrera de Bodytech Herbalife 12 K. Con un registro de 1hora 4 min. Se los comparto.

Posted by Ricardo Henao on Monday, September 10, 2018

Hace 10 años determinó participar en una maratón y desde ese momento está listo en cada una de las competencias que salen a diario.

“Entreno una hora diaria, siete o 6 kilómetros. Soy un asiduo visitante al gimnasio, ruedo en la banda, pero no fallo en entrenar 5 o 6 días a la semana”, cuenta.

Correr se ha vuelto un apostolado. “Uno invita a muchos colegas que se han dado cuenta de lo que es disfrutar y vivir esa experiencia. Ya hay un grupo de periodistas que estamos pendientes de las inscripciones y tratamos de difundir la actividad. Uno corre no por un puesto, la ilusión es terminar y tener la sensación de una carrera. Es un ritual preparar la carrera: entrenarse, comer bien y acostarse temprano. Eso es más importante que mirar en qué puesto terminó”, manifiesta ahora.

“El registro es más importante que la misma posición. Es un reto quebrar el registro anterior, terminar y mirar cómo quedó con relación a la anterior competencia”, revela.

“Uno busca unos zapatos cómodos, ahora hay mucha tecnología y orientación profesional para encontrar unas zapatillas óptimas. Son útiles las que amortiguan bien y evitan lesiones de las rodillas”, explica.

CARLOS ALBERTO GARCÍA

Para el asesor de comunicaciones en la Superintendencia de Notariado y Registro su experiencia con las maratones es lejana.

“Siempre he sido deportista, de hecho, pertenecí a la liga de ciclismo de Bogotá y cuando estaba muy joven me atropelló un camión que me tuvo casi un año movilizándome en silla de ruedas, lo cual me obligó a dejar la carrera que en ese momento iniciaba.  Traté de retomarla, pero no fue posible por el temor familiar de que ocurriera otro percance y no era responsable generarles esa intranquilidad.  Entonces patinaba, jugaba fútbol y corría recreativamente.  Ya con las responsabilidades profesionales se va disminuyendo la actividad, pero no descuidé el ejercicio y un buen tiempo fui deportista de gimnasio”, dice.

Carlos García corriendo en Miami e impulsando a otros deportistas. Foto archivo particular de Carlos García.

Desde hace 6 años comenzó a participar en carreras de calle y se le volvió una costumbre. Ha ido a carreras de Buenos Aires, Miami, Nueva York, Medellín y Boston, entre otras ciudades.

Pertenece a un club de corredores y trata de practicar con ellos, pero rigurosamente asiste en las mañanas al gimnasio al menos hora y media, donde hace mucha banda y funcional.  Los fines de semana participa en competencias de 10, 15 y hasta 21 kilómetros.

“A cuanto colega se me atraviesa lo invito a que inicie la práctica, pues la mayoría comenta con admiración la disciplina que nos hemos impuesto.  Pero hay un grupo grande que lo ha hecho por iniciativa propia y al igual adquirieron la costumbre. Y los he visto mejorar asombrosamente”, explica.

“Desde la institucionalidad oficial se corre mucho más que por las noticas en los medios. En la parte de las asesorías y las jefaturas de prensa las maratones son a diario”, comenta.

“En general clasifico en puestos de vanguardia en 10K, me ubico entre los 30 primeros, dependiendo la cantidad de asistentes de alto rendimiento, pero en Avianca que es donde más se ven y Allianz, me ubico entre los 70 – 100… En media maratón de Bogotá he logrado ser 75, en una media de Cali fui 10, en 10K Gef, en 2018 me ubiqué segundo. En la media de Miami he sido 52 y en la maratón, 58.

OCTAVIO MORA GÓMEZ: RESISTIR, PERSISTIR Y VENCER

“Comencé desde a correr desde muy niño, me gustaba darle vueltas a la manzana, con amigos. La idea era resistir, persistir y lograr vencer. Esas eran las grandes satisfacciones”, comenta Octavio Mora Gómez.

Ahora lo hace por salud, esparcimiento y combatir el estrés. Ha participado en las 10 k, 15 k, 21 k y la media maratón en dos oportunidades.

Octavio Mora ha tomado las competencias como un diario vivir. Lo mantiene sano, alegre, en plenitud de vida. Foto Twitter-

Hace un entrenamiento usualmente tres veces a la semana para un promedio de una hora 20 minutos. “Claro que cuando uno se prepara para la media maratón hay que correr más de 2 horas o dos horas y media y hasta 3 según un plan de entrenamiento para no saturar los músculos y evitar lesiones”.

“Sabemos que los etíopes van a ganar de manera abrumadora, pero no competimos para vencer sino básicamente para regular el ritmo, dosificar las fuerzas, armar un plan de competencia, paulatinamente se va mejorando y es otro reto, con base en los tiempos. Todo se traduce en salud física y mental, da gran satisfacción correr”, relata.

“Claro que cuando uno se prepara para la media maratón hay que correr más de 2 horas o dos horas y media y hasta 3 según un plan de entrenamiento para no saturar los músculos y evitar lesiones”. Foto archivo personal.

En el 2017 participó en la media y empleé un tiempo de dos horas 11 minutos 52 segundos. Mirando la página de los tiempos y las estadísticas dio para estar entre los 5 mil primeros entre los 40 mil. “Creo que ya es punto de satisfacción”.

Octavio Mora labora en RCN y ha cubierto informaciones como el Mundial de Fútbol.

JOHN JAIRO REYES CARRILLO: MI RETO FUE BAJAR DE PESO

El periodista de 43 años, con 20 años de ejercicio profesional en la sección deportiva de Caracol Televisión comenzó en el running hace 9 años.

Resultado de imagen para JOHN JAIRO REYES CARRILLO
John Jairo preparándose para competir. Foto archivo particular.

Cuando viajó con una delegación deportiva a Asia a los Juegos Olímpicos, compartió con ellos, vio muchos entrenamientos y le quedaba mucho tiempo libre. “Los muchachos me invitaron a que hiciera con ellos algún ejercicio, a trotar, por ejemplo. En ese momento pesaba 90 kilos y era muy difícil correr al ritmo de ellos, me colaboraron, me ayudaron, y le fui cogiendo cariño al tema. Salía diez minutos, otro día once, otro día doce. Me tocó un cambio de alimentación drástico, al llegar allí me cayó mal la comida. Me puse a dieta y empecé a alimentarme sano para estar en buenas condiciones”, cuenta ahora.

Momentos emocionantes de John Jairo luego de competir en Miami.

“Luego de ese viaje por Asia, noté que había bajado 7 u ocho kilos y dije este es el momento de empezar un nuevo desafío, a comer sano a bajarle a la comida, comer lo que era, sin nada de grasas y sin nada de azúcares. Empecé a salir a trotar, en la mañana frente al parque de mi casa salía y corría antes de salir a trabajar de 6 a 7 de la mañana. Empecé a ver los resultados que sí se podía bajar de peso sin necesidad de aplicarme nada, ni medicamentos”.

“Yo veía en mi ejercicio periodístico cuando cubría las carreras en Bogotá, me decía: esto es muy difícil, pero un día dije: si estoy corriendo 20 minutos, 30 minutos, una hora, me le voy a medir y me inscribí en una media maratón de Bogotá. De los 10 kilómetros hice una hora 40 y me animé, me gustó al ver la gente corriendo, de todo el país, en diferentes condiciones, en silla de ruedas, con el perro…y de ahí en adelante comencé a inscribirme en las carreras”.

 

 

 

 

 

 

 

 


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Mostrar Botones
Ocultar Botones